28/2/12

Peregrinación del Ordinariato inglés a Roma


«VOLVER A CASA»

Peregrinación del Ordinariato inglés a Roma

Unos 100 miembros del Ordinariato de Nuestra Señora de Walsingham, anglicanos que han vuelto a la Iglesia Católica, han realizado esta semana una peregrinación a Roma, para rezar en las tumbas de los apóstoles Pedro y Pablo y agradecer al Papa la iniciativa de la Anglicanorum Coetibus. «Ha sido muy emocionante porque casi todos los que vienen conmigo son católicos solo desde Pascua del año pasado», dijo Monseñor Keith Newton, que preside este ordinariato.
26/02/12 9:14 AM | Imprimir | Enviar
(CNA/InfoCatólica) Mons. Keith Newton, que preside el Ordinariato Personal de Nuestra Señora de Walsingham dijo: “He venido con unas 100 personas a Roma para dar gracias, para rezar junto a las tumbas de los apóstoles, para agradecer al Santo Padre esta iniciativa que nos ha permitido ser católicos, para rezar por el futuro de los ordinariatos en Inglaterra y Gales y por el que acaba de empezar en Estados Unidos”. 
Este ordinariato fue erigido por Benedicto XVI en enero de 2011. Es el primero en crearse de acuerdo con las disposiciones de la Constitución Apostólica de noviembre de 2009 Anglicanorum Coetibus, para grupos de pastores y fieles anglicanos que desean entrar en la Iglesia católica. 
El Ordinariato de Nuestra Señora de Walsingham cuenta ya con 57 sacerdotes y unos 1000 fieles, de Inglaterra, Escocia y Gales. En Pascua de este año serán recibidos otros 20 sacerdotes y 200 fieles laicos. 

Saludo especial del Papa en la audiencia semanal

“La palabra “maravilloso” no basta para expresar lo que sentimos al estar aquí todos juntos”, dijo en su homilía el padre Len Black, que presidió la Misa en la mañana del día 24 en la Basílica de San Pedro. Black fue ministro episcopaliano de Escocia durante 30 años.
“Estoy seguro de que, como yo, esta semana todos han tenido la sensación de volver a casa”, dijo al grupo en la Capilla de San José de la Basílica. “Verdaderamente, más que en ningún otro sitio, sentimos esto aquí, tan cerca del lugar donde el apóstol Pedro dio su vida por la fe y donde sus sucesores han custodiado la fe a lo largo de los siglos” 
El miércoles, el Papa Benedicto XVI dio personalmente la bienvenida al grupo, en inglés, durante la audiencia semanal en la sala Pablo VI del Vaticano. Como respuesta, los peregrinos se levantaron y cantaron el himmo “Praise to the Holiest”, compuesto por el beato John Henry Newman, patrono del Ordinariato. 
Con pocos recursos económicos y sin tener aún templos propios, parecen haber pasado un primer año difícil pero feliz. Así lo dijo Mons. Newton: “Hemos tenido que vivir de la fe y Dios ha ayudado. Ninguno de nosotros tiene hambre, ninguno carece de lugar donde vivir. Dios proveerá y creo que tenemos simplemente que fiarnos de él”.