3/4/13

Escuelas Católicas pide que se respete el derecho de las familias a elegir centro educativo


RECHAZA LAS POLÍTICAS DE RECORTES DE CONCIERTOS

Escuelas Católicas pide que se respete el derecho de las familias a elegir centro educativo

Escuelas Católicas (FERE-CECA y EyG) quiere expresar públicamente su apoyo a la enseñanza concertada andaluza que está sufriendo gravemente como consecuencia de la decisión de la Consejería de Educación de suprimir unidades en centros concertados a pesar de tener demanda suficiente. Esta medida que afecta a más de 155 profesores y cerca de 3.000 familias, atenta contra la libertad de elección de los padres y perjudica enormemente la calidad del sistema educativo.
16/03/13 9:07 PM | Imprimir | Enviar
(Ecclesia/InfoCatólica) No se entiende que existiendo demanda suficiente se adopte esta decisión que supone un grave perjuicio para los padres que eligen libremente estos centros por su proyecto educativo, ideario y calidad, y que además rompe con el sistema de complementariedad de redes (pública y concertada).
Por ello, Escuelas Católicas nacional quiere hacer patente su apoyo a las familias que con esta disposición venvulnerado su derecho, reconocido en la Constitución, a la libertad de elección de colegio; así como a loscentros, profesores y titulares afectados por esta medida sin parangón en la historia de la educación desde la creación de los conciertos.
Expresa además su más rotundo rechazo no sólo a esta decisión de la Consejería Andaluza, sino a toda una política de recortes de conciertos que se está aplicando en otras comunidades, como es el caso de Madrid con la supresión de los conciertos a la FP de Grado Superior, y que están produciendo un daño enorme al conjunto de la enseñanza concertada, valorada por muchas familias por su eficiencia, calidad y vocación de servicio.
Si algo caracteriza a la enseñanza concertada es su política de ajustes y austeridad, aún en época de bienestar económico, por lo que argumentos de reducción de unidades como consecuencia de la crisis no son de recibo, máxime cuando la enseñanza concertada andaluza ahorra anualmente a la Administración más de 942 millones de euros.
Por todo ello, EC solicita a las autoridades educativas andaluzas que recapaciten y tengan en cuenta la voluntad de diálogo expresada por la enseñanza concertada con objeto debuscar alternativas a una medida que tiene consecuencias muy negativas para el sistema educativo en su conjunto.